Kaliningrado es, sin duda, uno de los lugares más interesantes de Rusia, comenzando con que no pertenece a la masa continental rusa, sino que se encuentra separada del resto del país por Polonia y Letonia. Se encuentra a la orilla del Mar Báltico y cuenta con casi medio millón de habitantes.

Como muchas partes del territorio ruso, ha pasado por la dominación de diferentes bandos, países y sectores políticos, como la Alemania Nazi o la Unión Soviética, siendo parte de Rusia una vez que ésta última se disolviera.

Al estar separada de lo que es el territorio ruso, Kaliningrado es bastante peculiar: no se puede acceder por vuelos si no es con una conexión mediante Berlín, cruzar Letonia es muy complicado para otros residentes rusos; y dada su ubicación geográfica, Vladimir Putin pretende que esta zona sea la “Hong Kong rusa”.

El fútbol no es uno de los deportes más populares de la región, donde el equipo de la zona, el FC Baltica Kaliningrad, disputa la segunda división de Rusia. Sin embargo, es sobresaliente la influencia cultural e histórica, ya que por ejemplo, el famoso pensador Immanuel Kant es originario de esta zona. Otro hecho histórico es que aquí Adolph Hitler emitió su voto en 1939, cuando el partido Nacionalsocialista alemán venció en las elecciones dando comienzo al Tercer Reich.

Nickys Sports